Caen los mercados mundiales; Nikkei en mínimo de 26 años

http://img1.elnacional.com.do/image/article/1/209x400/0/E411C094-A3CA-400D-A1FC-EADD3BB40FDD.jpeg


LONDRES (AP) – Los mercados bursátiles volvieron a desplomarse el lunes en todo el mundo, aunque algunos se mostraron más resistentes y se recuperaron de sus peores pérdidas en una jornada en que persistió el pesimismo sobre la economía global.

Los mercados asiáticos comenzaron la semana con una paliza. Las acciones en Hong Kong se derrumbaron casi 13%, y el Nikkei japonés alcanzó su nivel más bajo en 26 años, luego que las medidas gubernamentales de rescate no consiguieron aliviar los temores de una recesión global prolongada.

En Europa, los mercados se recuperaron de sus peores niveles, después que algunos cazadores de ofertas se sintieron alentados por una intentona alcista en Wall Street, misma que no se concretó al cierre.

Mientras tanto, las acciones latinoamericanas se hundieron más ante los temores de que las economías de la región, orientadas a las exportaciones, pasarán serios problemas ante la caída de la demanda mundial.

 El Bovespa de Brasil se desplomó 6,5%, a 29.435 puntos, luego que los inversionistas siguieron huyendo de los mercados ante el pánico de que una recesión global torpedee las exportaciones hacia Estados Unidos y Europa.

El Indice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores bajó 0,7%, a 16.869 puntos, y el Merval de Argentina cayó 5,7% a 840 unidades. En la Bolsa de Comercio de Santiago, el IPSA tuvo un aumento de 0,2%, a 2.347 unidades, y el IGBC de Colombia se contrajo 3,2%, a 6.461 puntos.

 Los inversionistas temen que una serie de datos económicos negativos surja esta semana en Estados Unidos y corone el panorama de información desalentadora sobre la mayor economía del mundo, generando otra oleada de ventas de títulos, según los analistas.

 “Ellos no están convencidos de que lo peor ha pasado”, dijo Alex Tang, jefe de investigación de Core Pacific-Yamaguchi en Hong Kong, refiriéndose a los inversionistas.

El peor desplome en la jornada ocurrió en Asia, donde el Nikkei de 225 acciones de la Bolsa de Valores de Tokio, tras subir algo en la mañana, cayó 6,4% antes de cerrar en 7.162,90 puntos, su peor nivel desde octubre de 1982.

El Hang Seng de Hong Kong se desplomó 12,7%, y cerró en 11.015,84 puntos, su nivel más bajo en cuatro años, luego de su peor pérdida en una jornada desde 1991.

El referente principal de China, el Indice Compuesto de Shanghai, se precipitó 116 puntos, el 6,3%, a 1.723. Se ha hundido casi 72% desde su nivel máximo, alcanzado aproximadamente hace un año.

Sólo el mercado de Corea del Sur subió, quizás por una considerable reducción a los intereses en el país. El referente Kospi ganó 0,8%, para cerrar en 946,45 unidades.

 El banco central recortó su principal tasa de interés el lunes por tres cuartos de punto de porcentaje _ el mayor recorte de su historia _ para evitar que la cuarta mayor economía del continente caiga en recesión.

Los bancos centrales de Australia y Hong Kong inyectaron fondos a sus mercados para asegurar liquidez. El primer ministro japonés llamó a funcionarios a elaborar medidas para calmar la volatilidad de los mercados financieros y evitar más consecuencias de la crisis.

En Europa, los títulos se desplomaron al comienzo, pero se recuperaron apoyados por el hecho de que Wall Street comenzó una marcha alcista, luego que se informó de que las ventas de casas unifamiliares nuevas subieron 2,7% en septiembre, cuando muchos economistas esperaban una caída.

Aún así, el promedio industrial Dow Jones cayó al cierre 203,18 puntos, el 2,42%, a 8.175,77, luego de subir incluso 220 enteros.

Ese aumento fugaz hizo que algunos inversionistas europeos se lanzaran a comprar acciones baratas. El índice DAX de Alemania subió 38,97 puntos, a 4.334,64, luego de caer casi 5%.

Pese a esa recuperación, el FTSE 100 británico terminó perdiendo 30,77 unidades, el 0,79%, en 3.852,59, mientras que el CAC-40 francés cayó 4,0%, a 3.067,35.

 John Higgins, de Capital Economics, destacó que las acciones comienzan a parecer muy baratas, pero añadió que la recuperación económica en Estados Unidos será lenta el próximo año.

 “La conclusión para los inversionistas de valores es que no deben esperar sino ganancias modestas hasta que la economía salga de su letargo”, dijo.

 El euro bajó a 1,2522 dólar al cierre en Nueva York, respecto del 1,2612 observado el viernes.

 El crudo liviano y de bajo contenido de azufre para entrega en diciembre perdió 93 centavos y cerró en 63,22 dólares por barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York, luego de caer a su peor nivel desde mayo del 2007.

Publicidad