¿Cómo saber si estoy sobreentrenando?



Si estás desesperado por obtener un cuerpo en forma, es importante que sepas que realizar más ejercicios de la cuenta por día no es recomendable, al contrario, el exceso de trabajo puede afectar tu salud.
El sobreentrenamiento se caracteriza por empeorar la capacidad de rendimiento a pesar de seguir entrenando, por lo que se dice que una persona está sobreentrenada cuando su rendimiento físico es bajo de manera prolongada.

¿Sabes identificar los síntomas del sobreentrenamiento? Estas son las señales que tu cuerpo te está dando como alerta:

l Recuperación lenta: una de las señales más obvias de que te estás excediendo en tus entrenamientos es ésta. Si al terminar la rutina te sigue costando respirar tienes falta de energía, si las piernas o brazos no te responden quiere decir que estás sobreentrenando.

l Poca resistencia: Disminución de la capacidad de trabajo y de la fuerza.

l Cansancio general: incluye pérdida de sueño, disminución o aumento desmedido del apetito.

l Pérdida de peso repentina: si haces más ejercicios de lo que deberías, el cuerpo intentará ahorrar energía.
l Dolor constante: es normal sentir dolor cuando se entrena, pero sentir dolor de forma constante en las articulaciones y músculos es una pésima señal.

l Cambios en el comportamiento: al inicio disfrutas ir al gimnasio, pero si de pronto comienzas a tener inestabilidad emocional e irritabilidad, debes reducir los ejercicios.

l Otros síntomas son: disminución o aumento de la presión arterial, pérdida de nivel de oxigeno, debilitación del sistema inmune, náuseas y malestares estomacales.

UN APUNTE
Evita el exceso

Para evitar el sobreentrenamiento solo debes darle tiempo de recuperación a tu cuerpo, duerme tus ocho horas, no te saltes las comidas, relájate, mantente hidratado y varía tus rutinas de ejercicios. Recuerda que el mejor resultado no se obtiene haciendo más de lo que puedes, sino siendo constante.