Creen muestras análisis eran de falso Quirinito



Los investigadores del caso del sicario Pedro Alejandro Castillo Paniagua (Quirinito) manejan la hipótesis de que se envió a un laboratorio clínico para fines de análisis, muestras biológicas de una persona que no era él y que sí padecía de cáncer en la lengua, como mecanismo para conseguir unos resultados que dieran positivo para utilizarlos en su plan de fuga.

Los investigadores, bajo el mando del procurador adjunto Bolívar Sánchez, llegaron a esa conclusión luego de las pesquisas e interrogatorios practicados al oncólogo clínico César Augusto Núñez Rojas, así como también los realizados ayer a las doctoras Madelin Castillo, de Laboratorios Clínicos de Patología (Lapci) y María Robledo, de Laboratorios Contreras Robledo, ambos en la Clínica Unión Médica, en Santiago.

Una fuente ligada a la investigación confió a El Nacional que hay serias dudas en las declaraciones del oncólogo Núñez Rojas, en vista de que se determinó que envió a uno de los laboratorios dos muestras para fines de análisis, una de tejidos de piel y otra de tejidos de lengua, de las cuales una arrojó resultado positivo y en la otra se determinó que no era de la misma persona.

A los investigadores también les mueve a sospecha el hecho de que el oncólogo Núñez Rojas recogió las muestras de “Quirinito” que supuestamente llevó al laboratorio el mismo día que por primera vez se publicó el caso en el periódico Hoy y mucho después de que lo declararan muerto.

“Lo importante es que ¿cómo se explica que si el oncólogo lo estaba tratando por un posible tumor de lengua, éste envió una muestra al laboratorio que contenía tejidos de piel y tejidos de lengua? El laboratorio hizo la prueba y le informó al doctor Núñez que eso había dado negativo pero que eso no era de lengua”, manifestó la fuente.

Las investigaciones también arrojaron como resultado que el doctor Núñez no pasó a recoger esos resultados, al parecer porque salieron negativos, por lo que optó por llevar tejidos de lengua a otro laboratorio, presumiblemente con muestras de una persona que sí padecía de cáncer de ese tipo.
De acuerdo a la fuente que suministró la información, a eso se debe que el médico Núñez procediera a hacer un informe sobre la salud de “Quirinito” sin esperar los resultados del primer laboratorio.

Se determinó, además durante el curso de la investigación, que el abogado Portes se presentó junto al doctor Núñez Rojas por ante el laboratorio de la Clínica Unión Médica para aclarar que todo lo que el galeno había hecho era correcto.

Se supo que esa situación motivó a que el 28 de septiembre, los dueños del citado centro médico convocaran a una reunión al citado galeno, para que explicara las razones por las cuales, el nombre de ese centro estaba “bailando en los medios de comunicación”.

UN APUNTE

Portes

El nombre de Félix Portes, abogado de Sobeida Félix Morel, salió nuevamente a relucir en la investigación, como la persona que acompañó al doctor César Augusto Núñez Rojas a buscar los resultados de los análisis al laboratorio.

Publicidad