Mueren dos mujeres por yipeta conducía un “grandes ligas”



http://img1.elnacional.com.do/image/article/1/209x400/0/2AFA56A2-A137-460A-B9D6-A34C7D4E875A.jpeg

NAGUA.-Dos mujeres resultaron muertas ayer tarde, atropelladas por una yipeta Hommer que según la Policía era conducida por el pelotero Ambiorix Burgos. El hecho ocurrió a las 7:00 de la noche en el kilómetro cuatro de la carretera Nagua-Cabrera y las muertas son Josefina Minaya Martínez, de 38 años de edad, y Angely Faña, de 29 años.

Minaya Martínez murió instantáneamente,  y Faña a las 4:00 de la madrugada de este miércoles, en el hospital San Vicente de Paúl.

Fueron chocadas por la yipeta Hommer,  año 2009, según la Policía, propiedad del pelotero que juega para los Metz de Nueva York en Grandes Ligas y para los Toros del Este, en la pelota local.

Los restos de Minaya Martínez eran velados hoy en la comunidad de Juncal, en la casa de su madre Angélica Martínez y serán sepultados esta tarde a las 3:00

Mientras que  el cadáver de Faña era velado en la casa de su madre Eudosia Faña y será sepultada también esta tarde.

La Policía hizo un llamado al pelotero para que se entregue a las autoridades, porque hay testigos del accidente que lo señalan como el responsable del hecho.

El coronel Eulogio Taveras, comandante de la 32 compañía con asiento en Nagua, dijo que las investigaciones indican Burgos era el conductor de la yipeta que chocó a las mujeres, por lo que adelantó que será sometido a la justicia.

Agregó que tienen detenido a Edwin Silvestre Sánchez Marte, pariente del pelotero y quien se presentó  al cuartel diciendo que él era el responsable del accidente.

Será sometido junto a Ambiorix en calidad de cómplice, dijo el oficial. Es la quinta vez en menos de un año que el pelotero se ve envuelto en asuntos judiciales.

Apenas el pasado martes 29 de septiembre fue sometido a la justicia por violación a ley 36 sobre porte y tenencia ilegal de arma de fuego. Mediante un allanamiento las autoridades dicen haberle ocupado una escopeta calibre doce milímetros, un rifle y una pistola Tauro.

Para recobrar su libertad tuvo que depositar una garantía económica de 10,000 pesos y comprometerse a visitar periódicamente el tribunal durante 6 meses.

Publicidad