ORTO-ESCRITURA



¿Por qué escribir “soja” para leer “soya”?

 

El producto de la soya, planta leguminosa procedente de Asia, muy empleado para el consumo humano, se denomina soya en la mayoría de los países hispanohablantes, no obstante muchos escriben “soja” aunque pronuncien “soya”.

Ese detalle me hizo suponer que el vocablo procede del inglés, pero mire qué sorpresa, proviene del japonés: shoyu. Esta grafía guarda más relación con la forma soya, con la cual se aproxima también fonéticamente.

La prensa dominicana, cuando publica reportes sobre el cultivo o mercadeo de la soya en otros países, suele introducir la variante “soja”, usada en España y una parte de Argentina. Por ejemplo:

– La soja avanza sobre el campo argentino, desalojando pequeños productores y sustituyendo ganado y otros cultivos.
-Argentina producirá casi tanto maíz como soja en la próxima campaña agrícola.

– Un estudio de mayo de 2010 muestra las evidencias de los daños de la soja transgénica en la esterilidad y mortalidad infantil en hámsteres.

Un pie de foto publicado en un diario dominicano decía: “Una persona muestra soja genéticamente modificada”.
De un artículo divulgado por la internet se ha tomado la siguiente frase: “Si tomas soja, asegúrate que no es transgénica, busca que ponga algo como: “No contiene OMG”, o “Soja de Agricultura ecológica”.
Al referirse a los alimentos elaborados a partir de soya, algunos escriben de este modo:
-“La leche de soja es una de las leches vegetales más consumidas, especialmente por sus propiedades nutricionales y beneficios”.
-“La leche de soja para lactantes es un producto que se suele recetar cuando un bebé no amamantado presenta síntomas de alergia a la leche de vaca”.
-“La soja se presenta bajo diferentes formas procesadas, además, se encuentra como ingrediente de numerosos productos,…”
El Diccionario panhispánico de dudas, editado por la Real Academia Española y las academias de América, explica el asunto del modo siguiente:
Soya. La voz japonesa shoyu (‘planta leguminosa procedente de Asia’ y ‘fruto comestible de esta planta’) se introdujo en Europa a través del neerlandés con dos grafías, soya y soja, usadas ambas en español e igualmente válidas. En casi toda América se usa preferente o exclusivamente la forma soya: «La producción de soya en Guatemala atraviesa problemas» (Hora [Guat.] 28.2.97); mientras que en España y en el área del Río de la Plata se ha generalizado la forma soja (pron. [sója]): «La cotización de la soja pegó ayer un nuevo salto» (Clarín [Arg.] 2.4.97).

De modo que las dos formas de escritura son válidas, pero si queremos decir “soya”, pues escribamos soya. ¿Para qué escribir “soja” si leeremos “soya”?

Mánager
Ya que en estas estamos, les recuerdo que el vocablo /mánager/, tomado del inglés “manager”, (gerente o directivo de una empresa o sociedad y representante de un artista) ha sido adaptado al español con tilde en la antepenúltima sílaba, como palabra esdrújula.

El Panhispánico precisa que por ser esdrújula en singular, ha de permanecer invariable en plural: los mánager. Además agrega: Aunque suele pronunciarse [mánayer], como en inglés, en español debe adaptarse la pronunciación a la grafía y decirse [mánajer]. Es común en cuanto al género: el/la mánager.

Síguenos en nuestro canal de videos:
Publicidad