Magic acusa a los Pelicans de “mala fe” en caso Davis



Filadelfia (EE.UU.). EFE. El legendario exbase Magic Johnson, actual presidente de operaciones de Los Angeles Lakers, habló por primera vez del “fracaso” que cosechó como dirigente en el intento de conseguir el traspaso del pívot Anthony Davis, de los Pelicans de Nueva Orleans, a quienes acusó de actuar de “mala fe”.
Sin embargo, Johnson, que este domingo acompañó al equipo, en Filadelfia, donde los Lakers sufrieron otra derrota humillante al perder por 143-120 ante los Sixers, dijo que todo había quedado atrás y lo mismo le había pedido a los jugadores implicados en el intento “fallido” de traspaso.

Johnson llegó el domingo a Filadelfia después de asistir a una reunión con el equipo campeón de baloncesto masculino de la NCAA de Michigan State 1979, que el sábado celebró, en East Lansing (Michigan), el 40 aniversario de su victoria. Al mismo tiempo, reconoció el “interés” del equipo por Ben Simmons.

Magic Johnson, que estuvo dispuesto a dar a todos los jóvenes valores que tiene el equipo a cambio de Davis, admitió que los implicados no habían vivido la mejor experiencia, pero que antes que nada eran profesionales y debían asimilar que es así como se hacen los negocios dentro del deporte profesional en Estados Unidos.

El ganador de cinco títulos de la NBA fue categórico al aceptar que lo sucedido no se puede cambiar y por lo tanto lo mejor era mirar al futuro, aunque también era muy “consciente” de las repercusiones que podrían generar dentro de la joven plantilla.