Actualidad

Obispos exhortan Gobierno solucionar crisis eléctrica

Obispos exhortan Gobierno solucionar crisis eléctrica

La Conferencia del Episcopado Dominicano, afirma que el tema de la energía eléctrica constituye uno de los mayores fracasos del país, por lo que exhorta al gobierno y a los empresarios involucrados en esta área a no escatimar esfuerzos en buscar una solución definitiva a “tan grave problema”.

 Los obispos católicos deploran que promesas sucesivas de solución han terminado siempre en frustración.  Reconocen que la solución no es fácil. También, invitan a la población a tener sentido del ahorro en el uso de la energía y a honrar el pago que corresponda.

Sobre el  tema de las drogas, la iglesia católica en su carta pastoral, deplora que este  flagelo es “un monstruo que con su poderío económico y sus métodos está invadiendo todo, incluido la política, las fuerzas armadas, las autoridades y jueces”.

Los obispos entienden que “este enemigo de la sociedad” debe ser enfrentado por todos con severidad y eficacia.  Además, agradecen a todos los envueltos en el combate contra las drogas, al que definen como plaga moderna.

También, los obispos en su mensaje titulado “Desde la proximidad a nuestra gente”, con motivo a la Independencia Nacional el próximo día 27, exhortan a los políticos ser austeros en la campaña electoral de cara a las elecciones de mayo próximo.

Considera que, en medio de la crisis económica que vive el mundo, es una insensatez hacer una campaña costosa y dispendiosa. “Hacerla gravosa y a expensas de los candidatos es incentivo a un futuro actuar corrupto para resarcir pérdidas absurdas”.

Al señalar que los partidos y los políticos han sufrido una notable disminución de estima y confianza, los líderes de iglesia católica dominicana tienen que es necesario que estos recuperen y vivan la dignidad de su quehacer, para su bien y de los pueblos.

Mientras que a los electores les recomendaron actuar conforme a la conciencia recta, escogiendo a los candidatos más idóneos y a los que consideren que puedan servir mejor al bien común y a la Patria.

Sobre la nueva Constitución, señalan que de nada vale contar con nuevas y modernas leyes, si no se respetan y se aplican.

Respecto a la educación los obispos urgen atender este aspecto. Indican, además, que tanto el Estado como la sociedad civil deben contribuir a solucionar los problemas de la nación.

Asimismo, deploran que la falta de jerarquización es notable en el Presupuesto Nacional, en la distribución del capital disponible en relación con las necesidades nacionales.

La pobreza también es tema de reflexión de los religiosos católicos, y estiman que es obligación del poder público y la sociedad civil mejorar las condiciones de vida de las personas pobres, proporcionándoles los servicios básicos.

Instan hacer un concertado esfuerzo para crear empleos en todos los sectores productivos.

Sobre e campo, los obispos manifiestan que se requiere una mejor planificación y una mayor inversión por parte del gobierno, no sólo en la producción agrícola, sino también en el mejoramiento de la calidad de vida del hombre que trabaja la tierra.

Además, señalan que es demandable una mayor participación empresarial en este sector de la economía.

El Nacional

Es la voz de los que no tienen voz y representa los intereses de aquellos que aportan y trabajan por edificar una gran nación