Sammy Sosa: “Me siento muy feliz”



El expelotero de Grandes Ligas Sammy Sosa valoró el apoyo y aprecio que le ha profesado la República Dominicana durante sus años mozos en las Grandes Ligas.

“Me siento muy feliz, siempre es grato compartir con mi gente que me ha apoyado desde que estuve en las Grandes Ligas y estoy también contento por la boda de mi amigo Franklin Mirabal”, manifestó Sosa, quien recibió un reconocimiento durante la boda deportiva entre Mirabal y Dianabel Gómez.

“Tenia tiempo que no compartía con mi gente y me siento contento por eso y más ahora que me ven un poquito más clarito (refiriéndose al color de su piel). También bromeó diciendo que “iba a cobrarle comisión a Raymond y Miguel por estar ganando dinero con su imagen”, expresó Sosa durante la actividad que se celebró en el Hotel Intercontinental.

Al oficializar su boda con Dianabel, el periodista Mirabal no pudo contener las lágrimas y lloró de emoción al ver concretizado el tan esperado día.

Todos los presentes aplaudieron emocionados es ese momento de “La Boda Deportiva” que llenó no solo las expectativas de Mirabal y Dianabel, sino de todos los que siguieron la ceremonia por una red de 15 medios de comunicación que incluyó canales de televisión, radio y webs; en redes sociales se convirtió en la primera tendencia de la República Dominicana.

El juez Pedro Miguel Ovalles, oficial civil de la Sexta Circunscripción del Distrito Nacional, solemnizó el matrimonio de Mirabal y Dianabel, como establece la ley.

Tras ser declarados marido y mujer brindaron con champange Billecart-Salmon Brut Rosé que el padrino Sammy Sosa trajo especialmente para compartir en la boda, cuyo montaje fue organizado por Vanessa Estrella Event Planner.

A ritmo de “Por amor” cantada por un mariachi, Mirabal besó a su esposa que lució hermosa con un vestido diseñado por Giannina Azar.

UN APUNTE

Agradecido
Franklin Mirabal agradeció de manera muy especial el apoyo recibido por Sammy Sosa, quien viajó desde Estados Unidos para apadrinar la ceremonia nupcial junto a Frederick Martínez y Juanchy Sánchez.