Ven residuos pueden ser fuente riqueza



El presidente de la Asociación de Navieros de la República Dominicana destacó hoy la importancia de la economía azul, con la que se busca sacar el máximo partido a los recursos marítimos disponibles, sin olvidar que los residuos también tienen que ser aprovechados, porque son considerados otra fuente de riqueza.

Teddy Heinsen dijo que “estamos ante una cadena de valor en la que cualquier residuo puede ser aprovechado para volver a incorporarse al ciclo de producción. Es así como opera la naturaleza, en la cual no existe el concepto de desperdicio”.

Heinsen habló hoy en la apertura del foro que sobre el tema realizó la entidad que dirige en colaboración con la organización Sostenibilidad 3Rs.

El desayuno panel fue titulado “Economía azul: un nuevo modelo de negocio sostenible” el cual estuvo relacionado con la sostenibilidad marítima y el reciclaje.

Además destacó el papel de los empresarios, no solo en la empresa, sino en el conjunto de la economía, trabajando desde el respeto a la naturaleza, pues ya las empresas deben ir más allá de buscar el beneficio económico, y preocuparse por ser respetuosas con el medio ambiente además de generar beneficios sociales.

También resaltó el trabajo de puertos y empresas navieras como DP World Caucedo, Mediterranean Shipping Company (MSC) Dominicana, ET Heinsen, que ya cuentan con la Certificación 3Rs, y los demás socios de la ANRD que se encuentran en proceso de tramitación.

En el encuentro, el español Javier Goyeneche, presidente de ECOALF y de su fundación, compartió su experiencia como referente mundial de sostenibilidad, economía del reciclaje y la moda de alta costura basada en desechos.

Este explicó cómo ha podido colaborar con la limpieza de los océanos dando a los residuos plásticos una nueva vida gracias al reciclaje y a la economía circular.

Sus experiencias en dar utilidad a la basura marítima y reducir su impacto nocivo en el medio ambiente con la ayuda del sector pesquero, permitieron reforzar el compromiso de las empresas navieras de República Dominicana.

Estas han decidido que apuestan por optimizar sus procesos productivos y modernizar sus operaciones, para lo cual el sector está invirtiendo más de 900 millones de dólares en los principales puertos del país.