Como cada domingo José Rafael Sosa

Síguenos en nuestro canal de videos:

Sobre todo el amor

Cuando un ensayo se despoja de su ropaje esquemático-documental y logra el sabor narrativo de la novela, se está frente a un acontecimiento editorial que reclama atención.
Sobre todo el amor transmite con una belleza textual indudable, la relación de dos personalidades públicas como Juan Bosch y doña Carmen Quidiello, genera una panorámica en detalle de una vinculación matizada por la lucha y la sensibilidad en común.

 
Los hombres y mujeres de vida pública, casi nunca reflejan a la sociedad su mundo interior, y menos su vida amorosa, la de la pareja que no se proclama o no se advierte, justo por ser tan privada.

 
Lograr ese cuadro sin usar una sola línea de comunicación epistolar, es una verdadera hazaña creadora de la investigación documental y la sobresaliente forma de la expresión escrita de Hernández.

 
“Fue – dice Ángela- un momento de epifanía que los marcaría indeleblemente a ambos. Para Carmen, conocer a Juan Bosch fue toparse con una luz devoradora. De él emanaba una fuerza terrible… El amor, llegado por sorpresa, se constituyó en el polo magnético de la vida de Carmen”.

 
Ha habido que esperar muchos años para que finalmente en un libro escrito con una formidable precisión y belleza literaria.

 
El ensayo permite el acercamiento a un universo de ternuras, verdades históricas, posturas políticas y sobre todo, la fuerza de una alianza que sella el amor entre dos seres que mutuamente se apoyaban y fomentaban una corriente alimentada cada día, en cada momento.

 
En las páginas de Sobre todo el amor, lo personal se hace social y lo social adquiere categoría histórica: la forma en que se conocen en Cuba, la manera en que ambas sensibilidades penetraron una en la otra, la forma en que entrelazaron sus almas y recursos, el modus operandi para producir textos en los cuales ambos se entregaban durante horas, trabajando en discursos, cuentos, novelas, comunicados, en fin, se trata de un libro que deja una marca y establece huellas en el lector.

Publicidad