El estatus de Jerusalén debe acordarse entre Israel y Palestina, remarca ONU

Miroslav Lajcak, presidente de la Asamblea General de la ONU.
Miroslav Lajcak, presidente de la Asamblea General de la ONU.


Puerto Vallarta (México), (EFE).- El estatus de Jerusalén deberá negociarse entre Israel y Palestina como parte de un acuerdo completo entre ambas partes, dijo este miércoles a Efe el presidente de la Asamblea General de la ONU, Miroslav Lajcak.

“Las Naciones Unidas son consistentes en recalcar que el estatus de Jerusalén debería ser parte de un acuerdo exhaustivo que debería lograrse entre israelíes y palestinos”, apuntó en entrevista Lajcak tras la decisión de EE.UU. de reconocer a Jerusalén como capital de Israel.

En Puerto Vallarta (México), donde hoy clausura un encuentro para avanzar en el Pacto Mundial para una Migración Segura, Regular y Ordenada, el también ministro de Relaciones Exteriores eslovaco prefirió no “especular” sobre los posibles efectos de este reconocimiento como capital por parte de la Casa Blanca.

No obstante, reconoció que “muchos líderes han expresado su preocupación” sobre el tema.

Finalmente, el presidente de la Asamblea General de la ONU en su 72 periodo de sesiones, que arrancó este septiembre, deseó que, ante esta controversia, “todos se comporten responsablemente”.   De esta manera, Lajcak reiteró el mensaje enviado unas horas antes por el secretario general de la ONU, António Guterres.

“Quiero ser claro- no hay alternativa a la solución de dos Estados. No hay un plan B”, afirmó el secretario general.   Además del reconocimiento como capital, Trump ordenó también comenzar el proceso para trasladar desde Tel Aviv a Jerusalén la embajada en Israel, una promesa que hizo durante su campaña electoral.

Guterres, en una breve declaración a los periodistas a la salida del Consejo de Seguridad, recordó que desde que se convirtió en titular de la ONU se ha mostrado en contra de “medidas unilaterales”.

Cualquier decisión que no sea aceptada por todas las partes “podría poner en peligro la posibilidad de la paz entre israelíes y palestinos”, agregó Guterres, que no admitió preguntas después de leer su declaración.

“El estatus final de Jerusalén es algo que debe ser resuelto mediante negociaciones directas entre las dos partes”, sentenció.   Jerusalén, sagrada para el Cristianismo, el Judaísmo y el Islam, es una urbe disputada en la que la comunidad internacional no reconoce desde hace 70 años soberanía ni a israelíes ni a palestinos hasta que estos lleguen a un acuerdo de paz.

Publicidad