Fijan audiencia en el DN a banda mató taxista Baní



El Tercer Juzgado de la Instrucción del Distrito Nacional fijó para el 20 de este mes el conocimiento de la audiencia preliminar contra una banda de policías acusada de asesinar un taxista y un mecánico en Baní, en diciembre del año 2016.

El juez Bernardo Coplín García fijó la audiencia para las 9:00 de la mañana, luego que la Suprema Corte de Justicia le apoderara del expediente acusatorio contra Robinson Antonio Ovalle Geraldino, Alejandro Bidó Encarnación y Jesús Vásquez, a quienes se les atribuye la muerte del taxista Rubén Darío Díaz Pimentel y el mecánico Tirson Antonio Báez Mejía.

La defensa de los imputados había solicitado la declinatoria por sospecha legítima contra el Juzgado de la Instrucción del distrito judicial de Peravia, pedimento que fue acogido por la Suprema Corte.
Uno de los alegatos de los acusados era que su integridad física corría peligro por la gran cantidad de personas que acude al proceso y la actitud hacia los imputados.

En el caso también figuran Fanny Mercedes Mejía y Samuel Herrera Peguero, todos acusados de violar varios artículos del Código Procesal Pena.

En la instancia de solicitud de declinatoria los abogados de los imputados, recluidos en la cárcel de Operaciones Especiales de la Policía, Ernesto Félix Santos, Adolfo Sánchez Pérez, Rafael Vásquez Santana y Josías Durán González, alegaron que hicieron la petición en virtud de la presión y amenaza ejercida por las autoridades de Baní, principalmente el senador Winston Guerrero.

Señalan que el senador a través de los medios escritos y televisivos había expresado a los fiscales y jueces de Peravia, que estaría vigilante a cualquier fallo que vaya en contra de los querellantes, lo que ha dispuesto al Ministerio Público y jueces de Baní a no reconocer la inocencia de los imputados.