Presencia económica



La ruta inversora
La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) acaba de publicar un documentado estudio sobre la llegada de los flujos de inversión extranjera directa (IED) a los países que se encuentran situados desde el sur del Río Bravo hasta la profundidad de la Patagonia.

En la publicación “La inversión extranjera directa en América Latina y el Caribe 2018” el mencionado organismo regional de la Organización de las Naciones Unidas destaca que la República Dominicana concentró en el 2017 cerca del 50 por ciento de los 5 mil 835 millones de dólares que fueron captados por las economías de la subregión caribeña.

En su acostumbrado reporte anual sobre el desempeño de los flujos de IED en los países latinoamericanos y caribeños resaltó el hecho cierto de que la economía dominicana sigue siendo un destino atractivo para los inversores internacionales interesados en la esfera de la producción de bienes y servicios.

Debe prestarse mucha atención al destino de los recursos financieros que bajo la forma de IED aterrizaron dentro del territorio económico dominicano: la mayor cantidad de divisas captadas (mil 795 millones de dólares) fue a parar al sector de los servicios; mientras que mil 365 millones se insertaron en la producción de manufacturas, correspondiendo unos 410 millones de los dólares al sector de los recursos naturales.

La CEPAL valora y reconoce el atractivo del país caribeño para los inversionistas extranjeros. Así lo dice: “La República Dominicana lleva años recibiendo montos récords de inversión, gracias al interés de los inversionistas en el turismo, la manufactura, los servicios de exportación, el sector eléctrico y la minería”.
Un poco de historia económica, para que no haya olvido.

Durante el período 1997-2017 a la República Dominicana llegaron por la vía de las inversiones extranjeras directas la cantidad de 35 mil 532 millones de dólares, de cuyo monto en los gobiernos del Partido de la Liberación Dominicana presididos por Leonel Fernández y Danilo Medina se captaron 32 mil 14 millones de dólares.

Téngase presente que dentro de la cifra anteriormente citada hay que señalar que durante el período 2001-2004, el cual estuvo representado por el gobierno del entonces Partido Revolucionario Dominicano (PRD) presidido por Hipólito Mejía, al país llegaron 3 mil 317 millones de dólares por concepto de los flujos de la IED.

Los principales flujos de inversiones hacia la economía dominicana provienen de Estados Unidos, Canadá, España y México, aunque las estadísticas del 2018 ya evidencian la llegada de otros países al escenario empresarial dominicano atraídos por la estabilidad macroeconómica, el clima político favorable y la confianza en el buen desempeño de la economía nacional.

Se logran avances en los procedimientos para la instalación de empresas, acortándose el tiempo crear un negocio y creándose condiciones para la mejoría del suministro del servicio eléctrico, lo que sumado a otros factores de consolidación institucional están haciendo de la República Dominicana un país atractivo para los inversore