República Dominicana avanza en contra deforestación



El Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales y el Banco Mundial lanzaron este lunes  el Proyecto de Preparación para la Reducción de Emisiones por Deforestación y Degradación de los Bosques ( REDD+)  con la finalidad  de promover el uso sostenible de los recursos forestales en todo el territorio nacional y la reducción de las emisiones derivadas de la deforestación en beneficio de las comunidades rurales pobres y de la biodiversidad.

Previo al acto de lanzamiento del proyecto, el Ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Bautista Rojas Gómez, se reunió en su despacho con  el representante del Banco Mundial en la República Dominicana, McDonald Benjamín, a quien agradeció el apoyo de esa entidad económica internacional al referido proyecto.

Durante el encuentro el titular de la institución destacó que está iniciativa representa un paso más del Gobierno dominicano para mitigar los gases de efecto invernadero desde el sector forestal y a la vez contribuir con la adaptación al cambio climático, en cumplimiento con los compromisos adquiridos por el país como parte de la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático (CMNUCC).

Resaltó  que con  este apoyo el país busca crear las condiciones para reducir y capturar alrededor de 15,6 millones de toneladas de CO2 entre el 2018 y el 2023 y traer al país alrededor de US$ 35 millones como pagos por los resultados de reducciones.  Por otro lado,  McDonald Benjamín, representante del Banco Mundial en la República Dominicana, dijo que el país está claramente comprometido con la implementación de acciones de adaptación al cambio climático y estamos impresionados por la dedicación y rápida preparación del programa de reducción de las emisiones del país.

Posteriormente la institución  realizó el lanzamiento oficial del proyecto con la participación de los viceministros de Gestión Ambiental, Recursos Forestales, Suelos y Aguas y Cooperación Internacional, Zoila González de Gutiérrez, Manuel Serrano, y Patricia Abreu; respectivamente. Asimismo, los viceministros de Agricultura y Planificación y Desarrollo , Leandro Mercedes y Inocencio García; así como el director de Cambio Climático del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Pedro García Brito.

El proyecto

El Proyecto es parte de un acuerdo firmado con el Fondo Cooperativo para el Carbono de los Bosques (FCPF por sus siglas en inglés), que es administrado por el Banco Mundial, el cual donará 3.8 millones de dólares para su preparación. Será liderado por la Dirección de Cambio Climático del Ministerio de Ambiente y contempla consultas participativas con las comunidades, diseñar una Estrategia de país REDD+, establecer una línea base de emisiones, y crear un mecanismo de medición de éstas.

Con el Proyecto de Preparación para la Reducción de Emisiones por Deforestación y Degradación de los Bosques ( REDD+) la República Dominicana proyecta  reducir las emisiones y aumentar los sumideros de carbono mediante la conservación de los bosques, los programas de restauración y de producción de alimentos, a través de planes de manejo forestal y el establecimiento de corredores biológicos que conectan las áreas de importancia para la biodiversidad.

También contribuir a los medios de vida sostenibles de las comunidades rurales, mejorar la conservación de las áreas protegidas al tiempo que se garantiza la prestación de los servicios de agua, aumentar la participación de los agricultores locales de cacao y café y reducir la deforestación causada por la ganadería, promover un compromiso de país a largo plazo para el manejo de los bosques y un inventario, así como la realización de un inventario forestal.

Además del Ministerio de Ambiente y el Banco Mundial, el proyecto también cuenta con el apoyo del Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo (Meya) y el Ministerio de Agricultura. En el acto participaron instituciones públicas, privadas, ONG y de la sociedad civil organizada, socios claves para el buen desarrollo del proyecto. El FCPF provee apoyo técnico e incentivos financieros para la reducción a gran escala de emisiones provenientes de la deforestación y la degradación forestal en países en vías de desarrollo contribuyendo al uso sostenible de los recursos forestales, el mejoramiento de los medios de vida de poblaciones rurales, y la conservación de la biodiversidad.

Publicidad