Extraordinaria Iniciativa



Como el boxeador que es acorralado en una esquina del cuadrilátero por su contendor recibiendo contundentes golpes a diestra y siniestra, así están nuestras ciudades, entes urbanos que necesitan un respiro de la alta contaminación a que son sometidas por el desbordado parque vehicular que se incrementa a diario.

Es por esto que resulte maravilloso el anuncio hecho por la Central Nacional de Transportistas Unificados (CNTU), de que habilitó una flota de vehículos eléctricos que brindará servicios de taxis a la ciudadanía, lo que repercutirá tanto en una disminución de los gases tóxicos, como también en los bolsillos de la gente que regularmente utiliza ese transporte, que a partir de ahora se ahorrará dinero.

La tendencia mundial apunta a ese tipo de transporte que no agrede al medio ambiente, al extremo de que las grandes ciudades están empeñadas en desmontar el arcaico, caótico, costoso y contaminante sistema vehicular que por decenios ha transformado esas metrópolis en pandemonios invivibles.

Los carros eléctricos son unidades que se mueven con electricidad, almacenando normalmente en baterías recargables la energía que utilizan, dividiéndose éstos entre puros e híbridos.
Ojalá que la plausible iniciativa de la CNTU, de ofrecer servicios de taxis en carros eléctricos, sea igualmente seguida por otras entidades de transporte, para que de esa manera se pueda descontaminar paulatinamente nuestras ciudades sitiadas de una alta polución.