Tribunal ratifica pena de 30 años a comunicador dio muerte a su esposa en el 2008 en La Romana

beras


La Romana.-Un tribunal de la ciudad de San Pedro de Macorís, ratificó  la pena de 30 años a que fue sometido el comunicador Frank Beras por haber dado muerte a su esposa  en el 2008 en un hecho que  estremeció  la población romanense.

La  información  la  ofreció  el abogado Manuel Enrique Castro Laureano, quien  llamó  al  homicida  a seguir  en la cárcel  cumpliendo dicha condena  y  permitir que los familiares de Flérida Carrión  puedan vivir en tranquilidad y  no tener que ir más veces   al tribunal cada  vez que solicita revisión de  dicha  medida condenatoria.

En tal sentido, Beras quien en el 2008 ultimó a su pareja dejándole caer una piedra de 30 libras en su cabeza en unos matorrales en las afueras de la ciudad y que cumple 30 años de prisión,  de nuevo  pidió variación de la condena pero  de  nuevo  ha sido rechazada  por el  tribunal de alzada  de San Pedro.

El comunicador cometió el crimen el 5 de febrero de 2008, llevó a su esposa Flérida Carrión , conocida como Janet a un campito próximo al batey Cacata y luego de discutir con ella la golpeó, cayó al suelo y sobre ella dejo caer una enorme piedra que luego se dijo que pesaba unas 30 libras.

En esta fecha  se conoció  el caso en la Corte de Apelación de  la ciudad  de San Pedro  de Macorís con la presencia de  los familiares  de  la  occisa.

De acuerdo a uno de los  abogados  de la familia de la occisa,  Manuel Enrique Castro Laureano, hace un tiempo que una  médico especial confirmó que  ciertamente  el referido  comunicador está apto para seguir en la prisión y su alegada enfermedad  no es  obstáculo para que sea variada  la medida de  30 años.

Luego del crimen el 6 de febrero de 2008, Beras fue sentenciado a 20 años de cárcel por el Tribunal Colegiado de Primera Instancia, presidido en La Romana por el magistrado Juan Güílamo.

Sin embargo en esa  ocasión los abogados Brígido Ruiz y Félix Iván Morla apelaron dicho dictamen, obteniendo el 12 de febrero de 2010 de la corte de segundo grado de San Pedro de Macorís, una variación de la condena de 20 a 30 años de prisión.

Pero luego con apenas 11  años en la cárcel  de  El Seibo (menos de un tercio de la condena) el referido comunicador y confeso asesino, solicita una variación de la condena alegando un supuesto delicado estado de salud.

Mientras tanto la familia Carrión rechaza con dolor e impotencia la petición de Beras y solicita a la sociedad romanense estar atentos a este caso y en la medida de lo posible expresar su apoyo moral y solidaridad ante tales pretensiones de evadir la justicia.