Primera Fila

Auditoría

Auditoría

Luis Abinader

Antes que iniciar lo que pudiera interpretarse como una cacería de brujas, el presidente Luis Abinader optó por una auditoría de la nómina del Ministerio de Educación, donde desde hace tiempo se dice que cientos de personas cobran sin trabajar y otras han sido protegidas con el nombramiento de maestros.

El desorden administrativo en la cartera es tan alarmante, al menos según las denuncias, que se habla de residentes en el exterior que figuran como docentes en la nómina de Educación.

De hecho ha salido a relucir que solo en la sede central hay más de 8 mil empleados.

La cartera eroga más de 9 mil millones de pesos mensuales en pagos a docentes y empleados del área administrativa.

Tratándose de un ministerio tan conflictivo y complejo, en que lo político prevalece sobre lo académico, la mejor decisión para sanear la nómina es una auditoría.

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos