Pulsaciones

Censo: Apuren el paso

Censo: Apuren el paso

Una señora ofrece informaciones a censistas.

A menos de una semana para concluir, la realización del X Censo Nacional confronta tantas dificultades que podrían convertirse en insalvables si el Ministerio de Economía y la Oficina Nacional de Estadísticas no intervienen para subsanarlas cuanto antes.

El problema principal ha sido la dificultad que confrontan los empadronadores con el uso de las tabletas, que en muchos casos carecen de capacidad para almacenar datos o para transmitirlos, pero también encargados de censar a la población se quejan de que aún no reciben los viáticos prometidos por las autoridades antes de iniciar las labores, muchos de los cuales se quejan de que tienen que procurar dinero en préstamos para financiar almuerzo y transporte.

Otra dificultad no menos gravosa ha sido la incidencia de crímenes y delitos en sectores donde los empadronadores temen trabajar por temor a ser agredidos por delincuentes, como ya ocurrió con una de las brigadas.

Si a la campaña de descrédito montada contra la realización del Censo Nacional se agregan los problemas citados, podría decirse que el fracaso estaría al doblar de la esquina. Se requiere que la ONE sea aún más proactiva en solucionar esos escollos logísticos, económicos y de seguridad para que el censo cumpla su cometido en los días que restan de trabajo. Apuren el paso.

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos