Actualidad Judicial

Defensa pide prisión a Miguel Cruz por seguridad

Defensa pide prisión a Miguel Cruz por seguridad

SANTO DOMINGO.- La barra de la defensa del imputado Fausto Miguel Cruz de la  Mota solicitó este jueves prisión preventiva por razones de seguridad  para el encartado por la muerte del ministro de Medio Ambiente Orlando Jorge Mera.

Los abogados Ybo René Sánchez y Manuel Sierra hicieron la petición al juez de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional Juan Francisco Consoró, quien aplazó para el sábado el conocimiento de la medida de coerción para darle tiempo a Miguel Valerio, abogado de la víctima, para que tome conocimiento del expediente.  

Sierra y el exfiscal René Sánchez llamaron al Ministerio Público a hacer una investigación objetiva, sin complacencias y fuera de presiones mediáticas y políticas.

Expresaron, además, que las causas que motivaron el hecho solo la conocían la víctima y el imputado y nadie más.  

Te puede interesar leer: Aplazan para el sábado coerción al asesino de Jorge Mera

“Lamentamos mucho lo ocurrido, se trata de personas con una relación muy cercana antes que sus hijos nacieran, es lamentable, la verdad de esos hechos, hasta ahora, solo la saben dos personas: el occiso y el vivo”, declaró Sierra, entrevistado previo al inicio de la audiencia de medida de coerción al acusado del crimen de Jorge Mera.  

 Miguel Cruz de la Mota, confeso asesino de Orlando Jorge Mera, es llevado esta mañana al tribunal en el Palacio de Ciudad Nueva.
Fausto Miguel de Jesús Cruz de la Mota es llevado esta mañana al tribunal en el Palacio de Ciudad Nueva.

Arguyó  que en beneficio de la verdad, lo ideal sería que el Ministerio Público haga una investigación objetiva, fuera de pasión y complacencias mediáticas y políticas para que el país conozca la verdad.  

 “Hay un solo hecho que el país entero lo conoce. Aquí lo que vamos a determinar en el curso de los días son las razones de ese hecho y cuál será la verdadera calificación, si es un homicidio, si es un homicidio agravado y las razones que no se conocen antes que ocurriera el hecho”, manifestó Sierra.  

El abogado dijo que esas razones no las conoce, porque no le han permitido hablar con su cliente, de quien dijo fue interrogado sin la presencia de sus abogados.  

En la solicitud de medida de coerción, el Ministerio público hace constar que Cruz de la Mota, de 56 años de edad, cometió el hecho en el despacho de Jorge Mera, ubicado en el Ministerio de Medio Ambiente, en la avenida Luperón de esta capital, y que luego huyó hacia la Iglesia Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote, ubicada en la urbanización Real.  

En el templo religioso, Cruz de la Mota entregó la pistola a un cura a quien le explicó que había cometido un crimen, aunque sin identificar a la víctima.  

En cuanto tuvo noticia del hecho, la procuradora general de la República, magistrada Miriam Germán Brito, dispuso que un amplio equipo de fiscales, encabezado por la procuradora adjunta Yeni Berenice Reynoso, directora general de Persecución del Ministerio Público, se presentara al lugar del hecho en las instalaciones de Medio Ambiente.  

El Ministerio Público maneja la teoría inicial de que se trató de un asesinato y ahonda en las investigaciones para determinar las circunstancias objetivas del mismo y para la presentación de cargos contra el imputado ante los tribunales.  

La solicitud de medida de coerción precisa que la causa del hecho tiene su origen en que ministro se opuso a la firma de un contrato para la importación de baterías usadas.

Silvio Cabrera

Silvio Cabrera