Articulistas Opinión

Crónica del presente

Crónica del presente

Euclides Gutiérrez Félix

¡Julio 26!

Hace muchos años, en julio de 1961, cuando había trascurrido más de un mes del ajusticiamiento de Rafael Trujillo Molina, el autor de esta columna conversó con tres personajes reconocidos como luchadores anti trujillistas, a quienes hemos admirado y respetado siempre, no solamente por los años que llevaban a quien escribe, sino fundamentalmente por lo que aprendimos con ellos que tenían un criterio objetivo, de la dictadura del régimen tiránico que había sido impuesto al pueblo dominicano, por el largo periodo de 31 años, que finalizó la noche del 30 de mayo de 1961, a quienes los actores del magnicidios conocían esos tres amigos y maestros de quien escribe esta columna, eran: Rafael Ramón Ellis Sánchez (Pupito), José Aníbal Sánchez Fernández y José Daniel Ariza Cabral.


Más que amigo, eran hermanos mayores del autor, en términos afectivos y políticos, que desde nuestra adolescencia nos enseñaron a conocer a Rafael Trujillo Molina en los matices más profundos, astutos, siniestros y serio de su personalidad.

Ellos verdaderos y activos anti trujillistas, sobrevivieron al dictador sin pasar factura después, que intentaron muchas veces emboscar a Trujillo para darle muerte, convencidos de que era la única forma de sacarlo del Poder. Hoy solamente está vivo José Daniel Ariza, que es además sobreviviente del levantamiento del 14 de Junio, que acompañó a Manolo Tavares Justo en el frente de Las Manaclas, en 1963. En nuestras conversaciones con esos personajes inolvidables, concebimos la idea de escribir una biografía de Trujillo y un libro acerca de los Magnicidios que se habían ejecutado en nuestro país.

Ahora en el trascurso de este mes, está la fecha del 26 en el cual fue ajusticiado Ulises Heureaux (Lilís), quien fue un dictador criminal, severo y represivo, que había sido uno de los héroes de La Restauración de la República, la Gran Epopeya de nuestro pueblo, que combatió la anexión a España siendo protegido y brazo ejecutor, en el orden militar y político, de Gregorio Luperón.

El libro de “Trujillo: Monarca sin corona”, irá ahora a su sexta edición y “Los magnicidios dominicanos¨, va a su cuarta edición, en la cual narramos y analizamos las muertes de: José Antonio Salcedo (Pepillo), Ulises Heureaux (Lilis), Ramón Cáceres y Rafael Trujillo Molina, son dominicanos los que organizaron y ejecutaron actos de esa trascendencia, convirtiéndonos en el único país de América que ha sido actor de esos episodios.

Ulises Heureaux y Rafael Trujillo Molina, fueron dos tiranos, hombres de acción y guerra, coherentes y agresivos, sumamente peligrosos, que vivieron a sangre y fuego sus largos mandatos y así murieron.

El 26 de julio es también una fecha importante para la historia del pueblo dominicano, porque ese día de 1957, Fidel Castro Ruz seguido por un numeroso grupo de valientes, asaltó en su país, Cuba, en la provincia de Santiago de Cuba, ¨El Cuartel Moncada¨ para consumar el derrocamiento de Fulgencio Batista, dictador de su país y sirviente económico y político de los Estados Unidos de América.

En la realidad de la historia de los pueblos de América, la República Dominicana ocupa un lugar, admirable, ejemplar, que lo ha convertido en una nación respetada, que ahora en estos momentos, es víctima de un plan auspiciado por gobiernos de tres naciones poderosas del mundo: Estados Unidos de América, Canadá y Francia. Apoyados por Organismos Internacionales quieren convertir la isla de Santo Domingo, en el asiento de un gobierno integrado por el ¨Conglomerado Humano¨, llamado Haití, y nuestro pueblo ¨Legendario, Veterano de la Historia y David del Caribe¨.

Euclides Gutiérrez Félix

Euclides Gutiérrez Félix