¿Qué Pasa? Espectáculos

El teatro tiene buena cartelera en la Feria

El teatro tiene buena cartelera en la Feria

Lidia Ariza y Yarimar; Basilio Nova Marissabel Marte.

Santo Domingo.- De buen teatro está  llena la Feria Internacional del Libro y la muestra se vio el fin de semana con montajes de la calidad de “Pinocho” dirigido por Claudio Rivera, “Las locas de la Plaza de los Almendros”, con dirección de Margaret Sosa y “Las tres hijas de su madre”, dirigida por Germana Quintana, entre otras.

Hoy la escena se llena de propuestas para niños y adultos, iniciando desde esta mañana a las 11:00 a.m. con la presentación del montaje “Los sueños de Lorca”, títeres dirigidos por Ernesto López.

Puedes leer: Feria infantil y juvenil

Luego a las 4 de la tarde es una muy buena opción para los pequeños de la casa, las funciones de la abuela cuenta cuentos, con narraciones e interpretaciones de los cuentos «María Taquitos y La chosa de Chuza» de Clara Luz Lozano; y «Rocío y el cocuyito» autoría de Paula Disla.

Estarán en escena Lidia Ariza y Yarimar, en el área de jardín del Museo Trampolín.

A las 7:00 de la noche, en Casa de Teatro, el Teatro Cucaramácara subirá a las tablas con el montaje para adultos “César, tenemos que hablar” de Alberto Mirales, que es una irónica reflexión sobre el matrimonio, protagonizada por una pareja de 15 años de casada. Son representados por Basilio Nova, que hace de César; y Marissabel Marte, que es Victoria. La dirección es de Elvira Taveras. César es un escritor y profesor universitario a quien su esposa Victoria interpela, planteando la necesidad de tener un diálogo.

Los pocos segundos que median entre esa proposición y la respuesta de César se vuelven eternos y provocan en él una avalancha de pensamientos que su atormentada cabeza crea y recrea, intentando adelantarse a lo que será tratado en la conversación.  ¿De qué quiere hablar Victoria?  ¿Será esa formalidad el presagio del fin? Pues quienes quieren tener esta respuesta, tienen una cita esta noche.

Miguelina Terrero

Miguelina Terrero