Cartas de los lectores



Las buenas acciones

Señor director:
Debemos tener muy claro que las buenas acciones crean confianza, veracidad, respeto y admiración, siempre y cuando estas sean cumplidas con buenas intenciones; podemos decir miles de cosas, más sin embargo, si estas no están acompañadas con acciones no tienen ninguna validez, simplemente dejarán el sabor de la deserción y el cansancio de haber escuchado tantas veces la misma historia.

Realizar buenas acciones nos levanta el ánimo, nos hace más humano y además podemos sentir cómo algo cambia dentro de nosotros, las acciones altruistas son parte de nuestro instinto, por lo que nacimos para ser siempre agradables personas, sabemos que las buenas acciones son parte de nosotros, por eso es momento de que fomentemos un cambio positivo en el que todos participemos, puede ser, comprometernos a aportar para hacer de este un mundo mejor, a través de buenas acciones que inspiren a los demás a ver la vida de diferente manera, pensar a sí, es convertirnos en seres humanos extraordinarios, para lograr esto no hace falta realizar grandes actos, sencillamente debemos realizar pequeñas buenas acciones a diario, poquito a poco, cada día ir mejorando dichas acciones, dando lo mejor de nosotros siempre y demostrando constantemente que queremos ser personas diferentes, con pequeños gestos que a lo mejor puedan para muchos parecer insignificantes y para otras personas puedan ser de lo más interesantes.

Para crecer como buenos servidores se hace necesario sin lugar a dudas estar siempre en la mejor disposición de servir a los demás cuando veamos la necesidad de hacerlo, marcando de esa manera la diferencia y demostrando que las buenas acciones valen más que mil palabras, cuando miremos la vida desde esa perspectiva, entonces vamos a poder decir que nuestras buenas acciones están colaborando con desarrollo y el bien común.

Atentamente,
Iris de la Cruz Paula

Puntos en Baní

Señor director:

Estoy a la espera de que la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) capture a los responsables de los puntos de narcóticos que fueron desmantelados en Baní. Mi ingenuidad o ignorancia no me dan para creer que esos puntos funcionaban en forma automática. Por ahora me resiste a creer que el operativo de la DNCD sea otro de los tantos bultos mediáticos.

Atentamente,
Carlos Rodríguez