Cójanlo



Menos obstáculos

Después de una demora que se tradujo en inquietud, el Tribunal Constitucional ha eliminado otro obstáculo para las próximas elecciones con la eliminación total del polémico voto de arrastre de los diputados a los senadores.

En una decisión ampliamente cuestionada la Junta Central Electoral (JCE) había modificado de manera parcial el sistema de votación para los congresistas. Se eliminó en 26 provincias y se mantuvo en otras cinco y el Distrito Nacional.

Si algo llama la atención es que el Constitucional tomara la decisión ahora cuando en 2014 el abogado Ángel Lockward, uno de los que accionó esta vez, había elevado un recurso de inconstitucionalidad contra el sistema de votación, que debió fallarse antes de las elecciones de 2016.

El tribunal, en esta ocasión, también acogió un recurso elevado por el abogado Vinicio Castillo en representación de la Fuerza Nacional Progresista (FNP). La permanencia del voto de arrastre se veía como una sombra que restaba legitimidad a las votaciones congresuales, en la medida que hacía beneficiarios a los candidatos a senadores de sufragios depositados a favor de diputados.