Actualidad

Cónsul de Haití trató de frustrar operativo de Migración

Cónsul de Haití trató de frustrar operativo de Migración

Varios apresados, pasaportes y dinero incautado en el restaurante “L’aromate Créole”. Fuente externa

PEDRO CASTRO Y AMABLE GRULLÓN |

Santo Domingo.-El director general de Migración, Enrique García, informó el sábado que el cónsul haitiano en Santiago, James Jacques, trató de impedir el operativo que realizaba esa entidad junto con la Dirección de Control de Bebidas Alcohólicas y agentes de la Policía.

“Llegó tratando de impedir el operativo y tratando de impedir que Migración cumpliera su deber de detener a los ilegales. A él (Jacques), parece, lo llamaron algunas de las familias (de los detenidos) y él llegó”, dijo García.

Durante el operativo fueron apresadas 21 personas e incautados 15 pasaportes, 56,000 mil pesos, 890 dólares y 4 mil 100 gourdes.

También te puede interesar: Cónsul haitiano pide Abinader intervenir ante abusos de Migración

De acuerdo a Migración la banda traficaba con pasaportes y visas y tenía como sede Santiago.
El operativo fue realizado tras recibir “denuncias de los vecinos y tras una labor de inteligencia que decía que ahí se estaba traficando con documentos.

No fue apresado

García dijo que “en ningún momento fue detenido por agentes de esa institución el cónsul haitiano en Santiago de los Caballeros, James Jacques, durante un operativo realizado anoche en un establecimiento de esa localidad”.

El funcionario explicó que ante la denuncia de Arcile Benjen, uno de los estudiantes haitianos detenidos el pasado viernes, de que otros compañeros y comerciantes fueron apresados sin que se les pidiera sus documentos, precisó que los agentes de la entidad que dirige solicitan la documentación y que de no ser mostrada proceden a llevarse al extranjero.

“La Dirección General de Migración comunica que se actuó dentro del marco de la ley, en respuesta a decenas de quejas de vecinos y ciudadanos que denunciaban ruidos y escándalos que se producían a altas horas de la noche en el bar restaurante y discoteca, llamado Laromate Creole”, dijo.

Exigía liberar preso

Dijo que durante el operativo se presentó el señor Jacques, quien se identificó como cónsul general de Haití en Santiago, exigiendo que se le entregara al señor Joli Vain Nelson, dueño de una supuesta casa de envío, a quien se le habían ocupado los 15 pasaportes y el dinero en el operativo.

Indicó que el señor Jacques al no poder cumplir con su objetivo de liberar a dicho señor, pidió a la DGM acompañarlos, a los fines de gestionar los documentos de algunos de los detenidos que según él lo poseían en sus viviendas y se transportó junto a estos hacia el Centro de Acogida de Migración Santiago, donde estuvo por unas dos horas mientras diligenciaba documentos a los haitianos que estaban indocumentados”, dijo.

La DGM insistió que no dará marcha atrás en el cumplimiento del deber de salvaguardar la soberanía nacional y velar que los extranjeros se manejen dentro de un marco de respeto a la ley y expulsar del territorio nacional todo aquel que se encuentre en estado de ilegalidad.

De su lado, James Jacques manifestó su indignación por el hecho, el cual calificó de abusivo y temerario por parte de agentes de la Dirección General de Migración.

El cónsul denunció que con la detención de ciudadanos de su país que residen o estudian en República Dominicana de manera legal se violaron acuerdos internacionales y los derechos humanos.

“Exigimos de las autoridades migratorias dominicanas una explicación de lo sucedido, porque quienes estaban en el restaurante eran ciudadanos haitianos, algunos estudiantes, cenando y compartiendo con familiares y amigos”, indicó el funcionario diplomático de la vecina nación, a través del relacionista público del consulado, Evens Alexandre.

Expresó que debido a la acción violenta de las autoridades migratorias dominicanas el ambiente se tornó violento y tenso, donde imperaba el caos. “Llegamos al restaurante por una llamada que nos hicieron debido al atropello que estaban cometiendo agentes migratorios contra nuestros ciudadanos, por lo que decidimos acudir al lugar y nos recibieron con empujones y vejámenes, a pesar de nuestra investidura”, afirmó el cónsul Jacques.

La acción se produjo la noche del viernes en el restaurante propiedad de ciudadanos haitianos, ubicado en la avenida Estrella Sadhalá, frente a la Universidad Tecnológica de Santiago (Utesa).

De acuerdo a la denuncia del diplomático, los agentes de Migración detuvieron a decenas de estudiantes de la vecina nación y aclaró que tienen sus documentos al día.

Puso como ejemplo el dominico-haitiano Jonathan Solano, copropietario del establecimiento conocido como L’aromate Creole, quien según dijo pese a mostrar su cédula de identidad dominicana fue apresado.

“Aquí a todos los que estaban comiendo lo sacaron, cuentas sin pagar, un abuso totalmente, pero lo que me molesta es que había 52 familias comiendo en este negocio, estoy lleno de impotencia”, expresaba llorando desconsoladamente, Karl, otro de los dueños del negocio.

El caso fue difundo en las redes sociales por el excónsull Edwin Paraison.

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos