Koqui Acosta vuelve a “calentar la pista”



Consciente del arduo trabajo que le espera, el merenguero Koqui Acosta apuesta a su nuevo tema para retomar el carril que transitan los líderes del merengue y volver a “calentar la pista”, como reza su grito de batalla desde su pegada en los años 80.
Residente en el condado de El Bronx desde hace ocho años, tras vivir en España cerca de dos décadas, el director de orquesta y cantante conversa para los lectores de Qué Pasa! sobre su retorno y los planes en carpeta.
Coqui, una de las principales instituciones del merengue de los 80 regresó al mundo del disco con el tema Más feo que yo, éxito de los 70, a ritmo de rock, del desaparecido humorista, productor de radio, televisión y compositor, Milton Peláez, pero con los colores que demanda el merengue de hoy.

¿Por qué abandonaste República Dominicana en un momento de tanta aceptación de tu música?
Antes de venir a Estados Unidos residía en España donde dure aproximadamente 18 años. Decidí quedarme allí debido a un contrato jugoso que me salió en los tiempos en que la música latina estaba muy de moda en Europa. Allí formé familia y me sentía a gusto ya que las cosas marchaban muy bien, luego decidí acercarme un poco más a mi tierra y a mi familia y por eso hace ocho años vivo en Estados Unidos.

¿Luego de grandes éxitos como Te vi, Nathalie, Mueve muévete, El palo y otros, que ocurrió con tu carrera que entró en receso?
Me dediqué a estudiar música, trabajar otros géneros musicales, a dirigir orquestas españolas, donde adquirí mucha experiencia como músico y que hoy en día me son útiles para hacer cosas diferentes.

¿Tras disfrutar de un éxito arrollador, qué pasa por la cabeza de un artista cuando se ve fuera del negocio?
Pues no me creo que me haya afectado mucho ya que es a mí que se me ocurre retirarme y salir del negocio, lo hice porque me iba muy bien de la manera en la que estaba generando mis ingresos, ya que como músico en Europa siempre tuve mucho trabajo.
¿Qué motivó el retorno?
Saber que hay un legado muy fuerte de mi persona dejado en la música dominicana y aunque algunos amigos y colegas tuyos y míos han querido apocar mi trabajo como arreglista o como artista, decido hacer saber que existo y que aunque mi música como artista alguien no la coloque siempre suenan mis arreglos y mis trabajos musicales que fueron éxitos en esa época, trabajos que hoy son íconos de algunos artistas. Ejemplo: Plátano maduro y Aclaración, a Nelson cordero; La varita, El tente, Viejo amigo, Llévame contigo y Te llevaré, a Aramis Camilo; Hijo de la ruta y otros éxitos a Jerry Vargas; Ese es mi pueblo, a Sergio Vargas; El palo, Homenaje a Pepe Rosario y Angelito, a Los Hermanos Rosario y así un montón de trabajos a muchos artistas que pegaron mis arreglos. ¿Entonces, dime tú si no soy merengue?

La industria musical cambió ¿Cuál es la estrategia a implementar para recuperar el terreno?
La estrategia es venir de acuerdo a los tiempos y no quedarme estancado en una época, sino hacer trabajos con la frescura de hoy, lo pasado es pasado.

¿Cuál es el tema nuevo, composición, arreglos?
El tema nuevo que tengo en el aire es de nuestro Milton Peláez, se titula Más feo que yo, es un tema de los 70’, pero lo hago de una manera actual y con los colores que demanda el merengue de hoy.

¿Qué opina Koqui Acosta del merengue de calle?
Toda la música es interesante, simplemente hay que encaminarla por la calidad y el buen contenido, tanto musical como literario, creo que a los muchachos de hoy en día solo le falta un poquito de calidad en sus temas, pero lo que ellos hacen está muy bueno e interesante.

¿Estás de acuerdo con que el merengue no está en su mejor momento?
El merengue no está en su mejor momento, pero está ahí, solo necesita un poco más de apoyo de su gente, de su pueblo dominicano y con eso prendería de nuevo ya que es el ritmo más alegre y contagioso que existe.

¿Qué tipo de promoción utilizarás para que el tema cumpla su cometido?
Hoy en día la promoción está muy compleja y sobre todo para el merengue, no podemos negar que hay muchos que no quieren sonarlo, pero lo tienen que hacer por obligación, ya que una fiesta sin merengue es un disparate. La estrategia son las que se usan ahora, las redes sociales e internet y luego radio y televisión, porque así son las cosas ahora.