Deportes Opinión Toques

¿Se ha acobardado el nuevo ejecutivo del COD?

¿Se ha acobardado el nuevo ejecutivo del COD?

Héctor García

Sé que la nueva gestión del Comité Olímpico Dominicano tiene poco tiempo en ejercicio. Sin embargo, en sus dos meses casi cumplidos, hay que darle una calificación.
La mía es sencilla: han actuado con cobardía y creen que los demás somos »pendejos», pues ahora tienen miedo de cancelar a quienes señalaron que no merecían estar ahí, y
ya han pasado dos meses y no han cumplido sus compromisos con personas que se jugaron
el pellejo para que ellos se sentaran ahí, y lo peor, es que algunos ya lucen prepotentes.
El sábado, el presidente del Comité Olímpico Dominicano, ingeniero Garibaldy Bautista, afirmó que: el 2023 era un año difícil, pero trata de envolver el “difícil”, señalando que se trabaja
incansablemente en la conformación de las delegaciones para los
Juegos Centroamericanos y del Caribe, así como para los Juegos
Panamericanos.

Por Dios, no nos crean cretinos. ¿Qué tiene eso de difícil? Agrega el presidente que: “Saldremos de unos juegos para ir a otro y no habrá descanso entre uno y el otro. Estaremos el año entero
trabajando para tener una buena participación”. Insisto: ¿Cuál es la dificultad?
Bautista aseguró que el movimiento olímpico junto al Ministerio de
Deportes (Miderec) está en sesión permanente para que el país tenga
una buena participación en cada uno de dichos compromisos.

Mientras el presidente del COD trata con declaraciones insignificantes
de esconder su inclupimiento con los aliados del grupo, y la verdad de la gravedad en que se encuentra el Comité Olímpico Dominicano, ese mismo sábado, el Secretario General Luis Chanlatte, envió un Chat
al grupo exclusivo de las Federaciones, que minutos después llegó a
mis manos.

Miren lo que escribió Chanlatte. Cito: “Entre la quiebra ética, económica y desorden administrativo en el COD, también hemos encontrado un parque vehicular destruido.

¿Para eso es querían seguir? Nadie que se respete puede invocar Borrón y Cuenta Nueva.
Entregaron sin una auditoría. Sin un inventario de bienes y con el
crédito cerrado. Con atrasos en la TSS.

Más de 90 empleados para una institución pequeña. ¿Es buena administración?
Un Albergue Olímpico doblemente quebrado.
Tarjetas de crédito usadas sin reglamento, sin control.

Seguro médico distorsionado para provecho de un grupito y sus familiares.
Hace un tiempo pude leer un libro titulado.”El país de las Familias
Multiculores”, ahora titularía así. “El Movimiento olímpico de las
complicidades”.

Feliz fin de semana, les dejo la tarea de hacer reflexiones para reencontrar el camino de la unidad en base a los principios olímpicos, sin complicidad. Sin buenos ni malos preferidos”, cierro la cita.
Si Usted recibe el voto mayoritario para dirigir una institución y
encuentra todo lo que dice el Secretario General, que en lo personal
me niego a creerlo.

Por: Héctor García
hectorgarciasr@gmail.com

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos