Articulistas

Apps: más invasivas de lo que se pudiera pensar

Apps: más invasivas de lo que se pudiera pensar

Como usuarios de smartphones, muchas veces no nos damos cuenta de que tan intrusas o invasivas pueden ser las aplicaciones que alegremente bajamos día tras días. Cierto es que piden una serie de permisos, como, por ejemplo, acceso al micrófono o fotos, o a mandar notificaciones.

Con estos permisos, la mayoría de la gente no lo piensa dos veces, y simplemente da la luz verde requerida. Muchos desarrolladores saben esto y se aprovechan de la falta de conocimiento y la desidia para pedir permisos que en realidad no necesitan y que pudieran ser invasivos si los analizamos bien.

Lo antes descrito es la razón por la que Apple introdujo en iOS 14 una suerte de “etiqueta nutricional” de privacidad, donde obliga a desarrolladores de aplicaciones a ofrecer un listado completo de la data que pudieran estar recolectando a través de esos permisos y otros elementos propios de su funcionamiento.

De igual forma, introdujo notificaciones para cuando esas aplicaciones usan micrófono o cámara.

En el desarrollo de aplicaciones ocurren cosas de las que el usuario final ni se entera, y es por eso que hay políticas al respecto, las cuales varían según la plataforma.

Google, compañía la que precede una fama de ser sumamente invasiva, también quiere ayudar a preservar la privacidad de sus usuarios con el tema de las aplicaciones. ¿Cómo lo haría? La respuesta podría ser un tanto sorprendente: restringiendo la libertad de las aplicaciones de “ver” cuales otras ya están instaladas.

Esto se hace a través de un requerimiento conocido como QUERY_ALL_PACKAGES que actualmente es obligatorio en desarrollos orientados a Android 11.

En el entendido de que las aplicaciones ya instaladas en un equipo califican de información privada, Google ha decidido que ese requerimiento de QUERY_ALL_PACKAGES debe estar limitado exclusivamente a aquellas aplicaciones que interactúan con otras y que, por ende, necesitan saber del resto de las aplicaciones con las que cohabita para fines de interoperabilidad.

Ciertas aplicaciones, entre ellas los antivirus y gestores de archivos, caerían en esa categoría.

La medida, contenida en la más reciente actualización a la política de Google para desarrolladores, entrará en vigor a partir del próximo 5 mayo.

En caso de un desarrollador requerir el acceso a todas aplicaciones instaladas, no solo deberá cumplir con los parámetros que lo justifiquen, sino que deberá igualmente firmar una declaración al respecto en Google Play. Negarse a firmar la declaración resultaría en la remoción de la aplicación.

Con esta actualización, Google busca proteger a usuarios Android de publicidad maliciosa y otras actividades cuestionables que pudieran ocurrir cuando se da este tipo de acceso a terceros.

Aun cuando no llega quizás al nivel de Apple, lo de Google es un paso de avance cuando se considera el historial de esta compañía.

Por: Rocío Díaz
Rocio@viatec.com

El Nacional