Noticias importante Semana

Impagable deuda humana con Mijáil Gorbachov

Impagable deuda humana con Mijáil Gorbachov

Mijaíl Gorbachov fue el último presidente de la URSS, murió a la edad de 91 años.

El deceso en Hospital Clínico Central de Moscú, 91 años este agosto 30 del expresidente entonces URSS, Mijaíl Gorbachov, es propicio para expresar profunda reflexión en relación al líder histórico ruso, asistido por un coraje digno de leyenda, extendió la extrema unción al sistema político más perverso y genocida que conoce la historia, encarnado en el comunismo.

El 19 de diciembre de 1991, Gorvachov, presidente URSS, liquidó 74 años de opresión y desbarajuste del comunismo, iniciado en1917 por la pandilla de criminales liderados por Vladimir Ilich Ulianov, Lenin, desencadenando hambrunas, “limpiezas y reformas políticas” para disidentes en Siberia, durante la era tenebrosa del dictador José Stalin, provocando 40 millones de muertos, expediente colectivización forzosa de las tierras e industrialización acelerada, con la cual catapultó a Rusia potencia industrial y militar.

Ese superbo desastre humanitario, aún impune, inspiraron a los excelsos escritores rusos Boris Pasternak redactar Doctor Zhivago, y Alexander Soltzenizin Archpiélago Gulag, dos actas de alguacil, anatematizando y denunciando excesos y desmanes políticos de Koba.

Mao Tse-tung réplica de Koba, causando muerte más de 50 millones, entre la Larga Marcha y la Revolución Cultural, dos auténticos despreciables y condenables desertores de la humanidad, pendientes para sus postreras condenas in absentia y post mortem, del juicio de otro Tribunal Russell, hoy en La Haya, o postrero de Clío.

Pero de ninguna manera sin juicio de fondo, considerando que los crímenes de lesa humanidad, jamás prescriben.

Gorbi, como era socorridamente llamado Gorbachov, liquidó aquella lóbrega etapa de in insondables arbitrariedades, inequívocamente asistido por colegas suyos integrantes cúpula Kremlin, porque una decisión de esa proyección, es punto menos que imposible atribuirla a su exclusividad.

Idéntico nuestro caso con el general Pedro Santana en el acto proditorio de la Anexión a España en 1861, iniciativa compartida por la escasa oligarquía de entonces.

Te puede interesar leer: Muere Mijaíl Gorbachov

Con su valiente e histórica providencia, Gorbachov eliminó el pesado fardo planetario de la Guerra Fría, iniciada en 1949, cuatro años luego finalizar la II Guerra Mundial, forcejeo dominio planetario entre EE. UU. y URSS, las entonces únicas dos potencias mundiales epocales, cuando Adolfo Hitler hizo añicos el poder planetario de Inglaterra y Francia, y Alemania devastada, destruida por los raids aéreos desde Londres, y la contundente ofensiva del ejército soviético.

Los seis años (1985-1991) en que Gorbachov fue el Zar del Politburó del Soviet Supremo, programó limar las cortantes aristas Moscú-Washington, propiciando un temario acercamiento y comprensión, un mundo menos tenso, más sosegado y vivible, sin renunciar a preservar integridad URSS y su estelar protagonismo planetario, reconocido por la Academia de Ciencias de Estocolmo, ungiéndolo Premio Nóbel de la Paz 1990, por firmar el 9 de diciembre de 1987, el primer acuerdo desarme nuclear de la historia con EE. UU.

Despachos noticiosos post mortem de Gorbachov, describen universo cognitivo del último personaje cumbre de URSS, definido extrovertido, don de gentes (educado, amable y respetuoso), y de fluida sonrisa, gestualidad que cuesta poco y reditúa inmensamente, rictus que pocos líderes planetarios ponderan y no cultivan, imposible advertir en Lenin, León Trotsky, Stalin, Constantin Chernenko, Yuri Andropov, Boris Yeltzin, no así Nikita Kruhshev.

Gorvachov mantuvo hasta el fin de su histórica y paradigmática existencia su irrestricto apoyo a la Gran Federación Rusa, primigenias providencias de los zares Boris Godunov, Iván IV El Terrible, Pedro  Primero El Grande, forjador de la Rusia moderna, Alejandro II, que liberó los siervos campesinos convirtiéndolos en propietarios, zarina Catalina La Grande y Koba, apoyando providencias del nuevo gran Zar ruso, Vladimir Putin anexar Ucrania 2014.

Respaldó acción Putin en Ucrania expandir acceso ruso al Mar Negro, censuró a Occidente por pretender incorporar Ucrania a OTAN, constante tensión Rusia-EE. UU-UE, cuando históricamente, Ucrania fue territorio ruso, siendo ucraniana su progenitora.

Reitero que Gorbachov es benefactor de su gran país y de la humanidad por las providencias dispuestas cuando ejerció el poder, en idénticas proporciones de Julius Rosemberg, judío, que filtró a la URSS los secretos atómicos del Proyecto Manhattan de Alamogordo, Nevada, creando el equilibrio del terror, es decir, la imposibilidad de una guerra nuclear, porque de suceder, sería el fin de la humanidad, que le costó la vida electrocutado junto a su esposa Ethel, el 19 de junio de 1953, comprobándose luego desconoció cuanto su esposo hizo.

Lo propio de Klaus Fuchs, laborando igual que Rosemberg Laboratorio Nacional Alamogordo, suministró secretos atómicos e hidrógeno a URSS, pero solo condenado a 14 años de prisión.

Rosemberg y Fuchs, son auténticos benefactores de la humanidad por suministrar secretos nucleares a URSS y salvar al mundo de un holocausto final.

En sus dimensiones diferentes, también son benefactores de la humanidad Mijaíl Gorbachov y ahora el presidente Vladimir Putin, propiciando un mundo multipolar, donde las grandes decisiones mundiales sean depositarios su país, China, los Bricks integrado India, Africa del Sur, Brasil y China, no el peligroso e inaceptable monopolio de EE.UU.

“Mijaíl Gorvachov fue un hombre único, que cambió el curso de la historia”.

Sentenció António Guterres, secretario general de la inoperante Naciones Unidas, que también debe y tiene que reformarse, al socaire de un mundo multipolar.

Por UBI RIVAS
ubirivas30@gmail.com

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos