Actualidad

Pide mayor compromiso ante riesgo desastres

Pide mayor compromiso ante riesgo desastres

Wilkin Antonio Moreno Abreu.

Wilkin Antonio Moreno Abreu, especialista en planificación y gestión de riesgo catastrófico, consideró urgente que el Gobierno asuma un mayor compromiso para que el Sistema Nacional de Prevención, Mitigación y Respuesta ante Desastres funcione con mayor eficiencia, para evitar que las víctimas aumenten y garantizar que la asistencia del Estado sea oportuna.

Dijo que es imprescindible reordenar el Plan de Gestión de Riesgos del país, dando pasos más certeros en la atención a las emergencias, a la prevención y la reducción de los riesgos de la población expuesta a desastres naturales.
Afirmó que esas metas se logran aplicando el marco legal que regula el sistema “con una visión integral y transversal que nos permita, primero prevenir, para luego no lamentar”.

El especialista habló sobre el tema durante una visita al director de El Nacional, Bolívar Díaz Gómez.
“Nuestra localización geográfica nos expone a diversas amenazas tanto naturales como antrópicas, hecho que nos obliga a fortalecer las capacidades de nuestras instituciones y comunidades ante la probabilidad de cualquier fenómeno al que estemos expuesto”, precisó.

“La población está cada vez más vulnerable ante la falta de una gestión integral de riesgo”, precisó.
Cuestionó que las instituciones que integran el sistema se dedican más a la mitigación de desastres que a la prevención de consecuencias fatales.

Distorsiones
El especialista en planificación y gestión de riesgo catastrófico dijo que la política de gestión de riesgos establecida en la Ley 147-02 define una serie de líneas estratégicas que deben orientar los planes, programas y proyectos que buscan reducir las pérdidas ante los desastres.

Moreno Abreu expresó que, empero, “la realidad es otra en el cumplimiento de dicha política, porque la aplicación de la ley y la cibernética institucional se encuentran totalmente distorsionadas y contrarias a su naturaleza”.

Agregó que un ejemplo de su afirmación es que el Centro de Operaciones de Emergencias (COE), a pesar de los esfuerzos, de ser una dirección general tripartita, integrada por la Defensa Civil, las Fuerzas Armadas y el Cuerpo de Bomberos, se ha transformado en un organismo que solo promueve respuestas a emergencias. Consideró que hace falta en el COE “gestión del riesgo”.

Moreno Abreu consideró imperativo poner en funcionamiento el Comité Operativo Nacional que manda la ley 147-02.
Recordó que la Ley 140-13 y el Decreto 187-14 establecen el Sistema Nacional de Atención a Emergencias y Seguridad 9-1-1 como número único de contacto a nivel nacional, para la recepción de reportes de emergencias, tramitación y atención a éstas, pero que sus funciones también están distorsionadas, con un rumbo “fuera de su naturaleza”.

UN APUNTE

Severo cuestionamiento

Wilkin Antonio Moreno Abreu cuestionó que, a pesar de los esfuerzos por promover e incorporar una visión preventiva, en el Sistema Nacional de Prevención y Mitigación de Riesgos contemplado en la Ley 147-02, aún se mantiene el enfoque reactivo que caracteriza las intervenciones y el alcance en materia de reducción del riesgo que tienen las instancias en el país, evidenciado la prevalencia de una visión reactiva, en desmedro de la población.

Pilar Moreno

Pilar Moreno