PRIMERA FILA



¿Injerencia?
Ha sido tan contundente la inquietud sobre la corrupción y la impunidad externada por la embajadora de Estados Unidos, Robin Bernstein, que no se presta a interpretaciones.

En una entrevista con la periodista Alicia Ortega, la diplomática declaró que una de las principales preocupaciones de su país sobre República Dominicana es la falta de transparencia y la dependencia del sistema judicial.

Son las razones que desde su punto de vista impiden que los actos de corrupción sean juzgados en los tribunales. Pero la embajadora se ocupó de aclarar que la impunidad no es la peor queja del Gobierno de su país sobre República Dominicana.

Que no dijera cuál es no disminuye el efecto de un mensaje que las autoridades deben captar en su justa dimensión. Como si se tratara de una pista Bernstein dijo que seguía de cerca el caso Odebrecht. Puede que tenga razón, pero huele a injerencia.