Siria: historia para contar

qq


Siria tiene por capital Damasco y la ciudad más poblada es Alepo. La población es de unos 22,85 millones de habitantes, la mayoría de los cuales hablan árabe y profesan la religión islámica, siendo el suni el grupo mayoritario.

Entre los musulmanes no sunistas, en Siria, están los alauitas y chiitas, además existen minorías de las etnias asirias, armenios, turcas y kurdas juntos a miles de refugiados palestinos.

Después de la Primera Guerra Mundial, el Estado moderno sirio emergió como mandato francés y representó el Estado árabe más grande del Levante tras el fin del dominio otomano.

El 24 de octubre del 1945 obtuvo su independencia y se convirtió en una república parlamentaria, aunque las tropas francesas no se retiraron del todo hasta abril del 1946. Los siguientes años fueron muy tumultuosos con consecutivos golpes de Estado e intentos de golpes fallidos entre 1949 y 1963.

Gobierno y política

Siria ha sido una república desde 1946. En 1973 se aprobó, en referéndum, la Constitución que definiera una República Democrática, Popular y Socialista, basada, entre otras, en el socialismo árabe, los principios de igualdad ante la ley, libertad religiosa y propiedad privada. En 2012 se aprobó por plebiscito una nueva Carta Sustantiva.

Cada siete años se elige a un presidente, que debe ser musulmán; y cada cuatro, una Asamblea del Pueblo y un Consejo de Ministros, según la Constitución, el presidente tiene poderes para nombrar y destituir a los vicepresidentes, al primer ministro y a los ministros, es también, comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, secretario general del Partido Baaz Árabe Socialista y presidente del Frente Nacional Progresista del país.

Los órganos legislativos son la Asamblea del Pueblo y los Consejos de Administración Local. Los tres poderes del Estado sirio son controlados por el Baaz, que tiene asegurada la participación decisiva en los poderes del Estado, gracias a su Constitución.

Está permitida la participación de otros seis partidos políticos menores que junto al mayoritario Baaz que integran el llamado, Frente Nacional Progresista (FNP); esos partidos son los únicos autorizados a expresar las ideas políticas de los ciudadanos sirios.

Relaciones exteriores

Aumentar la influencia entre sus vecinos árabes y asegurar el retorno de los altos del Golán han sido los objetivos principales de la política exterior de Siria.

En muchos puntos de su historia Siria ha visto una tensión virulenta con sus vecindades geográficamente culturales, como: Turquía, Israel, Irak y Líbano. Siria tenía una mejora en las relaciones con varios de los Estados de su región en el siglo XXI, antes de la primavera árabe y la guerra civil Siria.

Desde la guerra civil, Siria mantiene las relaciones diplomáticas cortadas con varios países, incluyendo, Arabia Saudita, Canadá, Francia, Italia, Alemania, Estados Unidos de América, Reino Unido, Bélgica, España y los Estados Árabes del golfo Pérsico. Siria fue suspendida de la Liga Árabe en 2011 y la Organización de Cooperación Islámica, en 2012.

A todo eso, Siria sigue fomentando buenas relaciones con sus aliados tradicionales; Irán y Rusia. También con China, Corea del Norte, Angola, Cuba, Venezuela, Brasil, Ecuador, Nicaragua, Guayana Francesa, India, Sudáfrica, Tanzania, Pakistán, Armenia, Argentina, Bielorrusia, Tayikistán, Filipinas. Siria sigue en contacto con Irak, Egipto (después del 3 de julio, 2013); Argelia, Kuwait, Líbano y Omán.

Permito concluir

Siria proviene del griego antiguo o la tierra de Aram, pero Heródoto de Halicarnaso lo veía como forma abreviada de Asiria, aparece por primera vez en griego y no tiene antecedentes identificables, ni en forma ni en contenido, en textos prehelenisticos. Bien establecido en el uso romano y bizantino oficial, desapareció en el siglo VII con la conquista musulmana, pero continuó siendo utilizado en Europa.

En el mundo árabe musulmán: la región anteriormente llamada Siria (Sham(ar) que también su capital es Damasco. El nombre Siria, en árabe Suriyyah(ar) era desconocido hasta la segunda mitad del siglo XIX cuando resurgió bajo la influencia europea.

En 1865 se convirtió en el nombre oficial de una provincia, el vilayato de Damasco. Fue establecido del mandato francés en 1920, cuando pasó a designar el actual Estado Sirio.

El autor es periodista, analista social y geopolitólogo.