Articulistas

Protégete y protégenos

Protégete y protégenos

Ernesto Guerrero

Meses esperando tener una vacuna que nos librara de esta calamidad; sin embargo, a pesar de disponer de vacunas de buena calidad, todavía faltan por inmunizar, más de cuatro millones de dominicanos. La variable delta sigue propagándose rápidamente y la efectividad de las vacunas disminuye con el tiempo; por tanto, para conseguir la inmunidad de rebaño, debemos aumentar nuestra cobertura en más de un 90%.

En EUA, después de más de 18 meses de vivir con la covid-19, la gente experimentó un periodo de regocijo por el éxito inicial de las vacunas. Dijeron adiós a las mascarillas y muchos no fueron a vacunarse. Sin embargo,la variante delta, que es mil veces más infecciosa, cambió todas las expectativas y volvieron lasmascarillas en espacios cerrados aun entre los ya vacunados.

El porcentaje de vacunados allí es de 54%, (igual que nosotros) y hoy sabemos que resulta insuficiente para contener la trasmisión. Afortunadamente, las vacunas funcionan para mantener la gente viva y alejada de los hospitales, pero no para evitar la transmisión por tanto la pandemia va a continuar más tiempo de lo previsto.

En nuestro país, la curva de casos y fallecimientos es baja, es una gran oportunidad para fortalecer las medidas de prevención. Desafortunadamente las expectativas de nuestros legisladores y de gran parte de la población, es que esto ya terminó. Es decepcionante observar el lento ritmo de los programas de vacunación que, de mantener esta tendencia hasta final de año, terminaremos con menos de 60% de cobertura.

Algunos estudios de investigación indican la necesidad de protegernos unos a otros; En lugares donde se dispone de altas coberturas de inmunización, las vacunas siguen siendo más efectivas en prevenir los contagios, que en los lugares con bajas coberturas. Proteger su salud, es también una inversión en la salud de sus hijos y de todos.

Las condiciones para un nuevo rebrote siguen presentes; si los mensajes persuasivos no son efectivos, debemos emplear medios restrictivos para exigir la vacunación a todos los mayores de 12 años. El virus probablemente no va a desaparecer en los próximos años, pero si podemos controlarlo y prevenirlo al igual como hacemos con la polio, el sarampión y otras enfermedades prevenibles por vacunación.

Por: Ernesto Guerrero

[email protected]

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos