Reportajes

Trabajadores en RD cada vez con menos defensores y beneficios

Trabajadores en RD cada vez con menos  defensores y beneficios

Con un desempleo importante, una inflación y delincuencia indetenible, con un futuro incierto en lo económico, el pasado domingo 1 de mayo se celebró el Día Internacional de los Trabajadores, una fecha que debe ser destacada para que no se olvide que el trabajador es el motor principal de las industrias, hogares y empresas.

Con una copiosa lluvia, bajo un manto gris, inicio el día de los trabajadores en el Gran Santo Domingo, como si el cielo gritara por la suerte de millones de asalariados e independientes que después de ver sus vidas afectadas por la pandemia de la covid-19 casi dos años, ahora deben enfrentar los efectos inflacionarios de la guerra entre Rusia y Ucrania.

Como era de suponerse, en los nuevos hábitos de consumo de información, el Día Internacional del Trabajo no fue tendencia en las redes sociales para República Dominicana, ya que Rochy RD, Yailin, Tokischa, y La Demente, acaparaban todos los tuits.

Los trabajadores, entre estos empleados, obreros y jornaleros independientes, quienes no solo son el soporte de la economía por ser quienes mueven la máquina que crean los productos y los servicios para sostener el país, también consumen pagando con sus bajos salarios el crecimiento de las riquezas de los poderos de la nación.

Salarios
Aunque República Dominicanas es un país que tiene más de cinco salarios mínimos, ninguno de ellos es representativo para que una familia pueda vivir dignamente y mucho menos poder tener una calidad en su vivir aceptable.

El salario mínimo mayor de las grandes empresas, es de 21,000 pesos, en las empresas medianas, se gana 12,900 pesos y en las pequeñas 11,900 pesos. Pero hay unas microempresas o pequeños negocios en donde los salarios son aún más bajo.

Imagínese usted, donde la canasta básica familiar sobrepasa los 30 mil pesos, si debe pagar energía eléctrica, agua y basura, y además pagar diferencia por consulta médica y diferencia para medicamentos, ¿qué vida puede tener un obrero?.

Vivir una vida con problemas económico, a lo largo de su existencia, arrastrando deudas mes por mes, tener que comer lo que se pueda, no saber lo que es unas vacaciones en familia, ver como al pasar del tiempo su vida se le escapa entre cansancio y enfermedades para terminar con una pensión que no les da para morir, esa es la realidad del trabajador dominicano.

Todos los días
Día a día, los primeros en la línea de producción y consumo del país, se levantan temprano en la mañana para activar la economía (comercio, producción y consumo) de la nación.

Empleados públicos y privados; y trabajadores independientes entre ellos: médicos, enfermeras, policías, militares, vigilantes, profesores, periodistas, reporteros gráficos, empleadas domésticas, agricultores, choferes, recogedores de basura, chiriperos, vendedores, ambulantes, están en la línea uno de la economía.

Origen
Hace 136 años en Estados Unidos los obrerosque trabajaban en las fábricas, que eran los centros en los cuales laboraban por igual hombres, mujeres, ancianos y niños, tenían que hacerlo en jornadas de más de 12 horas diarias, sin descansar ni disfrutar de tiempo de ocio.

Esta cantidad excesivas de horas diarias y una serie de reclamos fueron fundamentales para que un grupo de sindicalistas iniciaran la huelga que comenzó el 1 de mayo de 1886 en la capital del Estado de Illinois y término el 4 de mayo, en la plaza de Haymarket.

Hubo enfrentamientos violentos entre la policía y trabajadores donde al terminar la protesta había un saldo de miles de trabajadores despedidos y heridos, y cinco de ellos fueron llevados a la horca.

Murieron también tres periodistas, un tipógrafo, un policía y un carpintero a los cuales junto a los ahorcados se les conoce como «los mártires de Chicago».

Es bueno aclarar que la jornada laboral de ocho horas había sido promulgada en el 1886, como la Ley Ingersoll, por el Presidente de los Estados Unidos, Andrew Johnson, la cual establecía las 8 horas de trabajo diarias, pero nunca fue cumplida por los empresarios y fabricantes.

Jorge González

Jorge González

Periodista, fotógrafo, reportajista y editor fotográfico de El Nacional