Cójanlo

Otra misión

Otra misión

Xi Jinping

Xi Jinping no tenía necesidad de hacer exhibiciones de fuerza ni de amenazar a Taiwán en su discurso con motivo del congreso del Partido Comunista Chino (PCCH).

Bajo su hegemonía China le disputa el poderío económico a Estados Unidos, es la primera potencia asiática y uno de los grandes líderes políticos del universo. China está llamada hoy a afianzar su liderazgo a través de un rol más trascendente que hablar de poderío militar.

Tras Mao Zedong y Deng Xiaoping, el actual líder es la figura más influyente en la consolidación militar y económica del gigante asiático. Xi ha sabido capitanear, con auspiciosos resultados, el sistema mixto que predomina en su país, aunque siempre con el férreo control del PCCH.

Pero los grandes méritos del desarrollo de China fueran más significativos si el Gobierno usa su fuerza para mediar ante Vladimir Putin por el cese de la guerra de Rusia contra Ucrania.

Sería un aporte a la paz que Occidente aplaudiría y fortalecería el liderazgo de la nación. La cuenta de lo que ha logrado en su gestión está a la vista. Lo trascendental es todo lo que puede hacer en beneficio de sus compatriotas y de la humanidad.

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos