Mundo

Fernández dice que Argentina tiene pocos dólares porque economía crece mucho

Fernández dice que Argentina tiene pocos dólares porque economía crece mucho

Alberto Fernández, presidente de Argentina

  Buenos Aires,  (EFE).- El presidente de Argentina, Alberto Fernández, aseveró este jueves que la escasez de dólares que sufre la economía nacional se debe a que el país está creciendo “mucho”, acusó a la oposición de provocar desequilibrios en el tipo de cambio y aseguró que la “especulación sigue siendo una de las causas de la inflación”, otro problema que reconoció aún no se ha resuelto.

 “La Argentina de hoy tiene problemas, claro que los tiene. Le faltan los dólares que hacen falta para poder seguir invirtiendo y seguir generando producción, y por eso cuidamos los dólares, porque queremos que los dólares no se vayan en viajes, queremos que se vayan en producir y dar trabajo”, afirmó el mandatario durante la inauguración de una planta textil en la provincia de La Rioja.

 Y remarcó- “Tenemos un problema con los dólares porque crecemos mucho y necesitamos dólares para poder importar insumos. Y es tanto lo que crecemos que aunque tenemos récord de exportación no nos alcanzan los dólares por la cantidad de insumos que tenemos que importar para seguir produciendo».

Puedes leer: Fernández promete defender derechos de Latinoamérica en cumbre en EEUU

 En este sentido, consideró que el país tiene “una crisis de crecimiento”, pero se mostró seguro de que se va a resolver.

 DEVALUACIÓN DEL PESO

 El precio del dólar estadounidense en el mercado informal -al que los ciudadanos acceden por las fuertes restricciones para conseguir divisas en el mercado oficial- lleva semanas batiendo récords en el contexto de desconfianza de los inversores respecto al constantemente devaluado peso argentino y los activos en moneda local.

 Todo, en medio del escenario de menguadas reservas internacionales que arrastra el Banco Central. El Gobierno, en el acuerdo sellado en marzo pasado con el Fondo Monetario Internacional, para refinanciar el crédito de 45.000 millones de dólares firmado en 2018 con el Ejecutivo del liberal Mauricio Macri (2015-2018), se comprometió a aumentar este año sus reservas netas en 5.800 millones de dólares. 

En el acto de hoy, Fernández volvió a arremeter contra la gestión económica de su antecesor- “Vinimos después de los que endeudaron Argentina como nadie endeudó a Argentina en la historia”, sentenció.

  “Cuando se quedaron sin crédito externo, quisieron convencernos de que gracias a Dios que existe el Fondo Monetario Internacional y nos entregaron maniatados con una deuda de 45.000 millones”, reprochó, y agregó que “esos personajes”, en referencia al frente opositor que integra Macri, “estuvieron generando miedo toda la semana anterior tratando de generar una corrida (cambiaria) que lastime a la Argentina».

 En su largo discurso, el presidente también se refirió al “problema” de la inflación, y consideró que “el mundo entero» también la está padeciendo.

 “La Argentina lleva más de 20 años con dos dígitos de inflación y la Argentina que yo recibí nos dejó 54 puntos de inflación más la deuda. Claro que existe (el problema) y trabajamos para resolverlo y claro que hace falta, para poder resolver ese problema, que todos tengamos un compromiso solidario, porque la especulación sigue siendo una de las causas de la inflación”, indicó.

 Con todo, insistió con que el país vive “un momento singular”, “signado por el crecimiento”, y agregó que “cuando a veces se crece, los problemas aparecen también».

 LA ESCASEZ DE COMBUSTIBLE

 Respecto a la escasez de gasóleo, combustible muy usado en el ámbito agropecuario de un país fundamentalmente agroexportador, Fernández recalcó que el resto del mundo también la está sufriendo, por lo que criticó que el sector agroindustrial anunciara este miércoles que el 13 de julio realizará una jornada de protesta.

 “En ese mundo estamos y la solución que encuentran es proponer un paro. Dejen de embromar”, reprochó, y recordó que para enfrentar el problema ya se está importando más energía, precisamente con dólares de las reservas.

 El mandatario recordó su participación esta semana en el G7 de Alemania y dijo que llevó la voz del hemisferio sur- “Queremos cambiar este mundo tan injusto, donde el mundo central resuelve y el mundo del sur padece». 

“En el norte nos prestan atención ahora al sur. Ahora sí están preocupados por Sudamérica, por África, porque ahí están las reservas energéticas que ellos necesitan”, subrayó.

 En este sentido, consideró que el mundo que viene va a necesitar alimentos que Argentina tiene que poder producir- “Espero ya no alimentos para los animales, alimentos para los seres humanos”, dijo.

 “Le pido al Congreso que cuanto antes saque la ley de Agroindustria, porque esa ley va a permitir convertir los granos, los cereales, en alimentos para seres humanos y eso va a servirle al mundo y va a serle más rentable a la Argentina”, afirmó, para hacer también referencia a las posibilidades de exportación de litio y de hidrógeno verde desde Argentina.

 “Voy a hacer todo lo que está en mi alcance para que la Argentina siga creciendo”, concluyó.

El Nacional

El Nacional

La Voz de Todos