Articulistas Opinión

CRÓNICA DEL PRESENTE

CRÓNICA DEL PRESENTE

Euclides Gutiérrez Félix

¡Paciencia!

En muchas ocasiones el autor de esta columna, ha reiterado que para los políticos, profesionales,  amateurs y aprendices, la primera Virtud es la prudencia: la discreción y la paciencia  hijas de la prudencia y en nuestra columna del 29 de noviembre del corriente año, en relación con el problema de Haití, que es el más grave el más dañino y  peligroso para el pueblo dominicano, se había presentado una situación, que para aquellos que tenemos tantos años en el ejercicio de estas actividades  políticas y como periodista, nos da  la razón cuando tratando ese tema haitiano decíamos lo siguiente: en el caso haitiano, ¨No puede haber cambios, ni imponerse el silencio de los voceros de las pandillas que dan declaraciones todos los días, sino es la imposición del gobierno de los Estados Unidos de América, que sin lugar a dudas auspició la salida de un lengua larga e irrespetuoso, llamado Claude Joseph, que desempeñaba las funciones de canciller o sea encargado de las relaciones internacionales, que vivía hablando con frecuencia y señalando a los dominicanos como enemigos de los haitianos¨.     

Los días que han pasado dan la razón a lo que hemos afirmado por que después de esta situación se ha producido en los Estados Unidos una declaración de un grupo de legisladores, demócratas y republicanos, analizando el problema que le está creando Haití, equivocadamente llamado Estado o República, a esta región de hispanoamérica que se ha ido extendiendo a otros lugares más allá del Caribe y Centro América; a quienes les corresponde, como hemos afirmado, además de buscar soluciones económicas, sociales y políticas para su vivencia, es a los que integran ese conglomerado humano con el que compartimos la isla de Santo Domingo. Y quienes además de los haitianos están obligados a resolver ese problema es a los gobiernos de los Estado Unidos de América, Canadá y Francia. A los dominicanos que nos dejen tranquilos enfrentar el presente y el porvenir de nuestro pueblo.

    Y si nos dejan tranquilos aquí podremos enfrentar no solamente la situación de la Pandemia del Covid -19 y los demás problemas de carácter humano que puedan aparecer y los que en el orden social, económico y agrícola estamos enfrentando para mantener la estabilidad del desarrollo y la eficiencia de este país: ¨Pequeño, Hermoso, Productor, Rico y Valiente¨, que por las características que tiene en su composición social es un escenario atractivo para la inversión extranjera no solamente en el desarrollo del turismo.

Tenemos la responsabilidad y la capacidad para enfrentar y buscarle solución a todos los problemas que nos aquejan; así acaba de pasar, en principio con la solución al llamado problema del ‘Peaje Sombra’, de la autovía que se dirige desde la autopista las Américas hasta Samana.     

El esfuerzo de buscar una salida que le quite ese peso gravoso, inaceptable, que al mismo tiempo debe ser investigado en la forma que se efectuó hace varios años. Los dominicanos estamos obligados por el alto precio humano y material que hemos tenido que pagar en el proceso de nuestras vidas desde el 27 de febrero 1844, hasta el día de hoy.

Esa conducta nuestra ha sido un ejemplo de respeto y admiración para otros pueblos de América y del mundo, por razones y por nuestro comportamiento hemos sido llamado, por Fidel Castro Ruz ¨ Pueblo Legendario, Veterano de la Historia y David del Caribe¨.

Quizás te pueda interesar leer:https://elnacional.com.do/cronica-del-presente-615/

Euclides Gutiérrez Félix

Euclides Gutiérrez Félix